miércoles, 9 de mayo de 2012

4 métodos a utilizar para describir a un personaje

La descripción es una técnica de escritura que nos permite dar información sobre algo o alguien, dando una idea generar, o delinearlo utilizando distintos grados de detalle posibles.

Existen dos tipos de descripción:

LA DESCRIPCIÓN OBJETIVA: Tiene una finalidad informativa: pretende mostrar la realidad tal como es. En ella, el emisor se limita a reflejar lo que ve de una manera minuciosa y precisa, sin manifestar sus propios sentimientos o emociones. Ejemplo:
"En la Mancha abundan las lagunas pequeñas. Algunas son de agua muy salada, rodeadas de escasa vegetación. En otras zonas el paisaje es muy árido."

LA DESCRIPCIÓN SUBJETIVA: Tiene una finalidad estética. El emisor no se preocupa tanto de reflejar la realidad como de dar cuenta de los efectos que esa realidad produce en su ánimo; por eso, la descripción pierde en minuciosidad y exactitud y se llena de valoraciones personales que transmiten al receptor las emociones y sentimientos de quien hace la descripción. Ejemplo:
"Éste que veis aquí, de rostro aguileño, de cabello castaño, frente lisa y desembarazada, de alegres ojos y de nariz corva, aunque bien proporcionada; las barbas de plata, que no ha veinte años que fueron de oro, los bigotes grandes, la boca pequeña, los dientes ni menudos ni crecidos, porque no tiene sino seis, y ésos mal acondicionados y peor puestos, porque no tienen correspondencia los unos con los otros; el cuerpo entre dos extremos, ni grande, ni pequeño, la color viva, antes blanca que morena; algo cargado de espaldas, y no muy ligero de pies; éste digo que es el rostro del autor de La Galatea y de Don Quijote de la Mancha , y del que hizo el Viaje del Parnaso, a imitación del de César Caporal Perusino, y otras obras que andan por ahí descarriadas y, quizá, sin el nombre de su dueño. Llámase comúnmente Miguel de Cervantes Saavedra. Fue soldado muchos años, y cinco y medio cautivo, donde aprendió a tener paciencia en las adversidades. Perdió en la batalla naval de Lepanto la mano izquierda de un arcabuzazo, herida que, aunque parece fea, él la tiene por hermosa, por haberla cobrado en la más memorable y alta ocasión que vieron los pasados siglos, ni esperan ver los venideros, militando debajo de las vencedoras banderas del hijo del rayo de la guerra, Carlo Quinto, de felices memorias".

Ambas descripciones pueden utilizarse en un mismo texto. La primera cuando no queremos ahondar en detalles, quizás porque la acción es más importante que la descripción como tal. Y la segunda cuando queremos otorgar una identidad propia a un personaje o un ambiente. Algunos autores emplean dos, cinco o hasta treinta páginas describiendo la vida pasada de un personaje para que el lector pueda relacionar su comportamiento actual con su “tormentoso”, “despreocupado” o “feliz” pasado. Sin embargo, en el ejemplo anterior de DESCRIPCIÓN SUBJETIVA vemos como en un solo párrafo se puede mezclar la descripción física con la psicológica, la moral y hasta anécdotas del pasado que puedan repercutir en el personaje, pero siempre tomando en cuenta el orden.

El lector debe apreciar a un personaje o un lugar como si lo estuviera recorriendo él mismo con la mirada.

Existen diversos métodos para describir personajes, aquí te expongo cuatro formas sencillas de utilizar:

1) PROSOPOGRAFÍA: Nos fijamos en las características físicas (no psicológicas) de una persona, utilizando comparaciones. Como en La Regenta de Leopoldo Alas "Clarín":

(Descripción física de un sacerdote) "Era don Cayetano un viejecillo de setenta y seis años, vivaracho, alegre, flaco, seco, de color de cuero viejo, arrugado como un pergamino al fuego, y el conjunto de su personilla recordaba, sin que se supiera a punto fijo por qué, la silueta de un buitre de tamaño natural; aunque, según otros, más se parecía a una urraca, o a un tordo encogido y despeluznado”.

2) ETOPEYA: Se encarga de describir los rasgos psicológicos (o morales) de la persona. Veamos el ejemplo de Julio Cortázar en La señorita Cora:

"Y todo por esa mocosa de enfermera […] No hay más que mirarla para darse cuenta de quién es, con esos aires de vampiresa y ese delantal ajustado, una chiquilina de porquería que se cree que es la directora de la clínica."

3) AUTORRETRATO: Es el retrato de una persona en la que se describe a sí misma apoyándose en sus sentimientos, como en el ejemplo de Elvira Lindo en Una palabra tuya:

"No me gusta ni mi cara ni mi nombre. Bueno las dos cosas han acabado siendo la misma. Es como si me encontrara feliz dentro de este nombre pero sospechara que la vida me arrojó a él, me hizo a él y ya no hay otro que pueda definirme como soy. Y ya no hay escapatoria. Digo Rosario y estoy viendo la imagen que cada noche se refleja en el espejo, la nariz grande, los ojos también grandes pero tristes, la boca bien dibujada pero demasiado fina. Digo Rosario y ahí está toda mi historia contenida, porque la cara no me ha cambiado desde que era pequeña, desde que era niña con nombre de adulta y con un gesto grave."

4) CARICATURA: Es el retrato deformado en el que se exageran los rasgos más llamativos del personaje, ya sean físicos o psicológicos con un fin jocoso o burlesco. Como la realizada por Mariano José de Larra en Nochebuena de 1836:

"Mi criado tiene de mesa lo cuadrado y el estar en talla al alcance de la mano. Por tanto es un mueble cómodo; su color es el que indica la ausencia completa de aquello con qué se piensa, es decir, que es bueno; las manos se confundirían con los pies, si no fuera por los zapatos y porque anda casualmente sobre los últimos, a imitación de la mayor parte de los hombres; tiene orejas que están a uno y otro lado de la cabeza como los floreros en una consola, de adorno, o como los balcones figurados, por donde no entra ni sale nada; también tiene dos ojos en la cara; él cree ver con ellos, ¡qué asco se lleva!"


Finalmente les dejo un material valiosísimo que encontré en la página http://www.apuntesdelengua.com y es una lista básica de sustantivos que nos pueden ayudar a la hora de realizar descripciones físicas de un personaje. La pueden encontrar en http://www.apuntesdelengua.com/archivos/1ESO/descripcion-de-personas.pdf

Espero la información les sea de utilidad. A mí me ha servido mucho.

Gracias por leerme.

14 comentarios:

  1. Gracias guapa, sin una buena descripción mal vamos eh?

    ResponderEliminar
  2. genial :)
    me cuesta horrores describir personajes :S no me gusta naaa y antes nunca lo hacía, pero ya me estoy obligando :P
    besotes!

    ResponderEliminar
  3. Primero que todo quiero decirte que me pareció muy útil, lo que escribiste en esta entrada, voy a ponerlo en mi blog si no te molesta, con un enlace a tu blog y tu nombre.
    Un Abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Cuando quieras puedes pasar a verla y nuevamente gracias.
    http://romance-al-extremo.blogspot.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra que te haya gustado el artículo y claro que puedes compartirlo, para eso estamos :-D

      Eliminar
  5. Interesante como siempre, JJ.

    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Muy interesante tu post, mis felicitaciones. Muy completo. Te invito a unirte al mío si deseas, camilawinternovelas.blogspot.com
    Hoy justo postee dos artículos de escribir histórica, y de la moda en otros tiempos

    ResponderEliminar
  7. Desde luego , interesante y muy positiva esta entrada, Jonaira - felicidades- besosss

    ResponderEliminar
  8. Me gusta como presentaste este post. La descripción claro está que varía según lo que cada escritor desee manifestar.
    Un abrazo, linda.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por pasar por aquí, Martha, realmente la descripción va de la mano con el estilo de cada escritor, aquí solo presento ejemplos con algunas ideas geniales. Espero les sirva :D

      Eliminar
  9. GRACIAS ME AYUDO MUCHO :)
    SALUDOS!!!!

    ResponderEliminar